Main menu

Quiénes somos

corporate

Care of People nace de los valores y fuerte convicción de personas que en un momento dado decidieron materializar sus ideas y creencias en algo al alcance de las otras personas.

 El mayor objetivo de Care of People es fomentar relaciones personales positivas y conseguir que toda la gente que se relacione con nosotros, tanto trabajadores, proveedores o clientes, salga con una impresión única.

Actualmente gestionamos un total de 13 estaciones de servicio abanderadas por BP y Repsol, servicios de consultoría de selección de personal, contabilidad y finanzas, a nuestro modo de ver un éxito que no hubiese sido posible sin el esfuerzo que durante años han desempeñado todas las personas que han formado parte de nuestra empresa.

Cada equipo de trabajo desarrolla su labor intentando que se cumplan los valores y principios por los que se rige la empresa, varios de ellos analizados por el conocido escritor Stephen Covey:

1) Proactividad.

2) Tener un fin en mente.

3) Saber priorizar.

4) Pensar en ganar/ganar.

5) Procurar primero comprender, y luego ser comprendido.

6) Sinergia.

7) Afilar la sierra, volver a empezar.

A través de estos principios se organiza toda la empresa y cada uno de los actos, promoviendo un "liderazgo de servicio". Creemos que el verdadero líder en esta empresa es el que escucha y ayuda, y sirve de modelo para los demás.

De este modo, incidiendo en los principios, a largo plazo tenemos la intención de tener una empresa arraigada en unas ideas y valores conjuntos, procurando remar todos en la misma dirección de cara al objetivo, hallando la felicidad en todo aquello que hacemos y transformándonos en la mejor versión de nosotros mismos.

En Care of People defendemos la constante evolución y la fidelidad al compromiso. Damos especial protagonismo al factor humano en nuestra organización, convirtiéndose  en el motor de nuestra filosofía de trabajo y empresarial a todos los niveles.

El compromiso con el entorno social y nuestros trabajadores nos han permitido entender que el activo más importante son las personas. Trabajando juntos bajo los estándares de igualdad, cooperación y proactividad, hemos conseguido los resultados que con tanto orgullo portamos…

Además, no hablamos de competir con las demás empresas. Nuestra idea es la colaboración, el formar equipo. Queremos ayudar a crecer a todas las personas y entidades que se relacionen con Care of People.

Por lo tanto, lo que nos hace diferentes no es una manera de funcionar, ni los sectores a los que damos servicio. Lo que nos hace diferentes es una manera de SER. "Somos lo que hacemos todos los días”.

Somos conscientes de que queda mucho camino por recorrer, pero también creemos que cada paso que damos, es un paso más seguro y firme que el anterior, situándonos más cerca del modelo de empresa que aspiramos ser.

Deseamos un concepto de empresa totalmente diferente a lo socialmente establecido, en el que haya interacción entre todas las personas.

Care of People: ¿Existe algo más importante que las personas?

Porque cada experiencia es única, al igual que ocurre con las relaciones que establecemos con nuestros empleados y clientes y convencidos de que la suma de nuestras interacciones y  manera de concebir la vida  determina nuestros éxitos y fracasos, creemos que esta moraleja fundamentada en el positivismo, la  ilusión y el esfuerzo, es un fiel reflejo de nuestra filosofía de empresa:

Cuenta una vieja historia que en una antigua e importante ciudad europea en el medievo había tres hombres trabajando en una obra. Los tres estaban colocando piedras, una tras otra, que iban uniendo con argamasa.

 

Se acercó un peregrino al primero y tras saludarle le preguntó con curiosidad sobre lo que estaba haciendo. Casi sin mirarlo, incluso algo molesto ante quien pregunta lo obvio, el hombre que estaba trabajando le dijo que estaba poniendo ladrillos.

 

Se acercó el peregrino a un segundo hombre que estaba trabajando unos metros más allá y con la misma curiosidad, tras saludarlo, también le preguntó sobre qué era lo que estaba haciendo. Este segundo hombre le dijo que estaba levantando una pared.

 

Aun tuvo curiosidad el peregrino para acercarse al tercer hombre que estaba unos metros más allá y tras saludarle también le pregunto sobre qué era lo que estaba haciendo. Este tercer hombre, miró con entusiasmo al peregrino y le espeto: estoy construyendo una hermosa catedral.